Obras en La Cordialidad, calle 30 y Circunvalar, beneficiarán a 850.000 barranquilleros

0
21

Más allá de brindar una solución a la movilidad de Barranquilla, las obras de ampliación de tres de las arterias viales más importantes de la ciudad representarán una mejor calidad de vida para la comunidad de los barrios aledaños a La Cordialidad, la calle 30 y la Circunvalar.

Además de la infraestructura de las vías en beneficio de conductores y peatones —más de 232.00 metros cuadrados de pavimento a construir, entre las tres obras—, la intervención del Distrito contempla un significativo componente social y ambiental.

Lo anterior se está materializando en andenes generosos, arborización, paisajismo, zonas de interacción digital y modernización del alumbrado público, intervenciones con las que serán recuperados más de 129.000 metros cuadrados de espacio público de las tres vías.

“Las obras de infraestructura se hicieron pensando en el mejoramiento de la calidad de vida de las comunidades de su entorno. Son obras integrales que producen muy buenos efectos en la comunidad” según recalcó el gerente de la Agencia Distrital de Infraestructura (ADI), Alberto Salah.

Un componente importante en estos proyectos han sido las obras hidráulicas (canalización de arroyos) que afectaban a las familias alrededor, dando solución a las filtraciones a las viviendas y eventuales situaciones como pérdida del fluido eléctrico.

Estas intervenciones, tal como lo explica el funcionario, “le van a ofrecer al ciudadano no solo una vía para movilizarse y transitar en su vehículo, sino una vía donde el peatón va a tener todas las opciones y garantías de movilización y seguridad”.

Luego de la pandemia, se han retomado las obras de ampliación, mejoramiento y conservación de la malla vial de Barranquilla, como lo anunció el alcalde Jaime Pumarejo.

Por la emergencia del COVID-19, la prioridad de la Administración fue el robustecimiento del sistema de salud, vacunación y atención general, y hasta el momento se había aplazado el cronograma de inicio de obras. Sin embargo, la adquisición de predios y otros procesos contractuales nunca se detuvieron.

Así serán las obras que impactarán directamente a 850.000 habitantes de barrios de todas las localidades:

Calle 30

Esta intervención comprende los tramos de la carrera 46 y el puente de la Circunvalar. El área de pavimento a construir es de más de 74.223 metros cuadrados, con lo que se recobrarán más de 38.682 metros cuadrados de espacio público de El Boliche, Rebolo, Montes, Los Cocos, Los Trupillos, Las Nieves, La Unión, Boyacá, Santa Elena, Tayrona, El limón y José Antonio Galán.

La calle 30 es un corredor periférico oriental de Barranquilla y se caracteriza por tener a lado y lado amplias áreas comerciales e industriales, por lo que presenta alto flujo vehicular y peatonal, maniobras indebidas, invasión del espacio público, alto flujo de vehículos no motorizados, y operaciones de carga y descarga de mercancía.

Precisamente es por ello que una de las principales intervenciones será entre el puente Circunvalar y el estadio Moderno.

Esta zona tendrá nueva arborización, además de la instalación de antejardines de muchas de las empresas que están a lo largo de la vía y siembras masivas de árboles.

Su ampliación también incluye andenes generosos en losetas prefabricadas e intersecciones semaforizadas y demarcadas.

Además, tendrá un separador central hasta la calle 25 totalmente arborizado con barreras naturales, además de todo el sistema de alumbrado público modernizado.

Adicionalmente, con el fin de mitigar la congestión y mejorar la movilidad de peatones y ciclistas, se proyectaron intervenciones como la construcción de paso vehicular a desnivel en la carrera 20 con calle 30; la instalación subterránea de redes eléctricas de baja tensión y telecomunicaciones y la intervención y mejoramiento en la capa de rodadura en un 75 % del corredor.

Circunvalar

La nueva Circunvalar será de 10 carriles, con dos carriles de servicio de 3,5 metros a cada lado; 5 puentes peatonales y uno de estos será para la circulación de algunas motos, con retornos y glorietas, con lo que se resolverá el embotellamiento que hay entre la 38 y la 11A.

Asimismo, contempla espacios públicos agradables, andenes amplios de 3 metros en promedio, ciclorrutas, arborización, un sistema de alumbrado público totalmente renovado con luz led y la siembra de más de 860 árboles, con lo que se recuperarán más de 45.365 metros cuadrados de espacio público.

Los principales beneficiados con los más de 2 kilómetros a intervenir (más de 74.641 metros cuadrados de pavimento) serán los habitantes de Las estrellas, Mirador de la Colina, La Pradera, Villas de las Colinas, Los Olivos, urbanización Villa San Carlos, Los Ángeles y La Paz, entre otros.

“Haremos todo para que los vecinos caminen en paz, para que el bus pare donde debe y para que tengan acceso de un lado a otro sin problema”, manifestó el alcalde Jaime Pumarejo refiriéndose al sector de El Pueblo en una de los recorridos al seguimiento de estas obras.

Por otro lado, se instalará el segundo retorno de ampliación para que los habitantes puedan ingresar a un carril de desaceleración a la Circunvalar y, luego, hacer la ‘U’ en cualquiera de los dos sentidos. Ya existe uno que funciona muy bien, y tendremos otro para el ingreso en dirección sur-norte.

Una de las intervenciones más importantes para el éxito de esta obra ha sido la canalización del arroyo el Salao II. Con este ordenamiento hidráulico aguas abajo de la Circunvalar, se garantizó que no hubiera afectaciones para la obra ni en la comunidad (desde la 103 hasta la 110).

Esta semana se ha estado ejecutando la construcción del puente peatonal carrera 31 con el encofrado de las rampas del costado oriental. Próximamente se continuará con la construcción de cunetas en separador central, excavaciones para vía de servicio en el costado oriental entre las carreras 26 y 27, así como en la construcción del puente peatonal de la carrera 31.

Además, se pavimentará con concreto asfáltico la calzada rápida del costado occidental.

La Cordialidad

El proyecto contempla la intervención de 5.2 kilómetros desde la Circunvalar hasta la carrera 23, y consiste en la ampliación de la vía a dos calzadas con tres carriles por sentido, con un separador de un metro de ancho y andenes variables, recuperando más de 45.000 metros cuadrados de espacio público.

El área de pavimento a construir es de más de 84.000 metros cuadrados, lo que incluye, además, la instalación subterranea de redes de baja tensión y de voz y datos, y la construcción de obras hidráulicas para el manejo de las escorrentías de la vía.

En ese sentido, se controlaron las canalizaciones en la vía que inundaban la zona baja de La Sierrita, con lo que se le dio solución a los apagones por las filtraciones en las casas. Lo mismo ocurrirá en los barrios Cevillar, El Carmen, Villate, La Ceiba, Los Continentes, El Santuario, El Romance, California, San Luis, Las Américas y Villa San Pedro.

Algo a destacar es que todos los espacios residuales de la Cordialidad se convertirán en parques. Próximamente, El 5 y 6, en El Bosque, y La Sierrita, sector Cordialidad.

El proyecto se ha dividido en tres tramos para su ejecución: el primero va desde la avenida Circunvalar hasta la calle 74A; el segundo abarca desde la calle 74A hasta la carrera 18 y, finalmente, el tercero desde la carrera 18 hasta la carrera 23.

Fuente: Alcaldía Distrital de Barranquilla