Una obra educativa de alcance mundial

0
39

A partir de 2019, cada 24 de enero se conmemora el Día Internacional de la Educación, establecido por la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

A pesar de que la educación es un derecho humano, muchas personas en el mundo lo están viendo vulnerado.

Según cifras de la UNESCO, 244 millones de niños y jóvenes no están escolarizados y 771 millones de adultos son considerados analfabetos.

Conscientes de la importancia de este derecho fundamental, desde la década de los 40, los testigos de Jehová han impartido clases de alfabetización como parte de su labor de educación bíblica gratuita por todo el mundo.

En muchos países, hombres y mujeres, jóvenes y mayores, han aprendido a leer y a escribir usando ayudas de estudio como el folleto Aplícate a la lectura y a la escritura, no solo desarrollando sus habilidades de aprendizaje sino mejorando, además, su autoestima y calidad de vida.

Los Testigos también se han preocupado por atender las necesidades especiales de quienes tienen dificultades visuales y auditivas, y por llevar su programa gratuito de enseñanza a presos, refugiados y personas que hablan lenguas minoritarias, brindando así una educación inclusiva de calidad que les ha merecido, en varias oportunidades, el reconocimiento por parte de entidades públicas y privadas.

De hecho, en el país, los testigos de Jehová recibieron un premio por “la producción de material religioso en Lengua de Señas Colombiana y su positivo impacto en la comunidad sorda de Colombia”.

Además, en la región norte se traducen publicaciones y ayudas audiovisuales en los idiomas indígenas: wayuunaiki, arhuaco, wiwa, kogui y embera katio.

Así de variada como es la población a la que atienden, también lo son los métodos y herramientas de enseñanza que han empleado a lo largo de los años.

Los testigos de Jehová han sido pioneros en el uso de avances tecnológicos al servicio de su obra educativa mundial.

En 1912, cuando la industria del cine estaba todavía en sus inicios, se comenzó la producción del “Foto-Drama de la Creación”, primera película sonora de contenido bíblico
que se proyectó en 1914 en Norteamérica, Europa, Australia y Nueva Zelanda.

Actualmente, el sitio web de los testigos de Jehová, jw.org, es el sitio en internet más traducido del mundo.

Allí las personas interesadas pueden acceder de manera gratuita a material educativo confiable de alta calidad en más de 1.080 idiomas.

Incluso, pueden solicitar un curso interactivo de la Biblia con el manual Disfrute de la vida y tomar las clases de manera presencial, por teléfono o videoconferencia.

Para mayor información, por favor visite jw.org